Historia de Cuba

… nada hay más justo (…) que dejar en punto de verdad las cosas de la Historia. José Martí


Deja un comentario

Cementos Nacionales SA – Empresas de Cuba


Saco de cemento de 42.5 kg marca Titán, fabricado
por Cementos Nacionales SA

Cementos Nacionales SA era una fábrica de cemento con la marca Titán, una producción aproximada de 1 357 492 barriles y más de 400 trabajadores, ubicada en la finca El Titán, en la carretera de Punta Gorda, Santiago de Cuba.

Su capital ascendía a $650 000 y era propiedad principal de la familia Babúm en sociedad con el puertorriqueño José Ferré Aguayo y los herederos de Emilio López Vázquez. José Ferré Aguayo, presidente de “Ponce Product Incorporated” y presidente de la Junta de Accionistas de “Maule Inc.”, con oficinas en Miami era su presidente primero.
La fábrica había sido promovida en 1952 por Octavio Navarrete Kindelán, quien la constituyó en 1953 (la industria  comenzaría  a producir en 1955) vendiendo posteriormente los terrenos propiedad de su padre a los Babúm en sociedad con Emilio López Vázquez, entonces su presidente, mientras Ibrahím Babúm era el vicepresidente y administrador general. Posteriormente surgieron diferencias entre ambos socios por lo que López Vázquez se retiró y le traspasó las acciones a sus hijos, ingresando como accionista el puertorriqueño Ferré.

Se valoraba en $6 344 000 con unas utilidades alrededor de $37 640 en 1948. Sus ventas por $5 000 000 disminuyeron a partir de 1956 debido a la situación de guerra en el oriente de Cuba. 
La empresa era la segunda mayor depositaria de la sucursal del “Bank of Nova Scotia” de Santiago de Cuba después de “Ron Bacardí SA”.

Tras el triunfo de la Revolución Cubana la fábrica fue nacionalizada por el Gobierno de la Isla el 30 de septiembre de 1960 y rebautizada como Empresa de Cemento José Mercerón Allen.

En la actualidad es una de las seis fábricas de cemento existentes en Cuba.

Bibliografía consultada:
Jiménez Soler, Guillermo. Las empresas de Cuba 1958. Editorial de Ciencias Sociales. 5ta Edición. La Habana. 2014.
Anuncios


Deja un comentario

Cemento Santa Teresa SA – Empresas de Cuba


Cemento Santa Teresa SA era una fábrica de cemento con capacidad para 445 000 barriles, con 60 obreros, ubicada en Artemisa, Pinar del Río.
Se constituyó el 21 de abril de 1956 y se proponía cubrir el déficit de cemento de las dos fábricas existentes en 1955: la del Mariel y la que se encontraba en construcción en Santiago de Cuba. Su inversión total, a finales de 1958, ascendía a 3 069 000 y sus utilidades durante ese año se elevaron a más de 380 000 pesos.

Tenía un capital ascendente a $700 000. El general Luis Robaina, suegro de Rubén Batista Godínez, hijo del presidente Fulgencio Batista era el principal propietario con $600 000 en acciones al portador que le fueron congeladas en 1959 tras la caída del gobierno de Batista. Sin embargo, los propietarios aparentes eran la familia Domínguez Silveira que, supuestamente, controlaban $640 000 del capital emitido.

Manuel Domínguez Morejón, también propietario de la “Calera Santa Teresa” era su presidente, aparecía como el principal propietario individual con $295 000. Sus hijos Jorge y Manuel Domínguez Silveira, con $60 000 cada uno, eran, respectivamente, vicepresidente y vocal, y su madre María Teresa Silveira Rodríguez era vocal y propietaria de $225 000. Por último, Rafael Cruz Martínez poseía $60 000.

El general Robaina, acompañado de su yerno Batista Godínez gestionó personalmente ante Joaquín Martínez Sáenz, presidente del BANDES, su financiamiento que ascendió a $1 700 000, de los que $1 300 000 cubrieron la mitad del costo de la planta y los restantes $400 000 se compraron en acciones para revender más tarde.

Una vez puesta en marcha la fábrica el general realizó presiones sobre los más importantes consumidores para colocar el producto y, sobre todo, para utilizarlo en varias obras del Gobierno.

Bibliografía consultada:

Jiménez Soler, Guillermo. Las empresas de Cuba 1958. Editorial de Ciencias Sociales. 5ta Edición. La Habana. 2014.